Todos somos en un momento u otro consumidores, lo que nos sitúa en una posición de desigualdad frente a las empresas proveedoras y suministradoras de servicios. Esta situación de debilidad ha sido amparada por la legislación y otorga una especial protección a aquellas personas que se encuentran en la posición de consumidor. Algunas cuestiones de especial relevancia.

La segunda oportunidad.

La crisis económica ha situado a muchas personas en situaciones económicas muy complejas. La perdida del empleo ha causado en muchos casos que las familias no pudiesen hacer frente a las deudas que habían contraído cuando su situación era más estable.

La ley de la segunda oportunidad ofrece a muchas personas la posibilidad de rehacer sus vidas sin la carga de deudas que en muchos casos no sería posible para ellas afrontar

La plusvalía municipal.

A pesar de la conocida situación del sector inmobiliario en los últimos años, en los que lugar de plusvalías se han dado minusvalías en el valor de las propiedades inmobiliarias, muchas administraciones locales han seguido cobrando este impuesto, incluso en situaciones en las que no había lugar para su aplicación.

Recientes sentencias del Tribunal supremo han establecido la improcedencia de estos gravámenes y han abierto la vía para su restitución a los contribuyentes que lo abonaron.

Reclamaciones a las empresas suministradoras.

No siempre es sencilla la relación con empresas suministradores de servicios y no son raros los cobros de cantidades indebidas, por servicios no solicitados y otras variadas cuestiones. A veces estas empresas no son receptivas a los argumentos de sus clientes y la intervención de un profesional puede hacer más fácil la negociación con las mismas.

Registros de morosos.

No es infrecuente la inclusión de un cliente que no ha atendido un pago, quizás indebido, en un registro de morosos. Esto provoca numerosos perjuicios en esta persona ya que le puede dificultar el acceso a créditos o a la contratación de otros servicios. De estos perjuicios puede derivarse alguna responsabilidad para la empresa que solicitó dicha inclusión.